cuando pase la tormenta
Patricia Marco

Patricia Marco

Arteterapeuta

CUANDO PASE LA TORMENTA

Abordar el proceso de duelo a través del arte

“Y cuando la tormenta de arena haya pasado, tú no comprenderás cómo has logrado cruzarla con vida. ¡No!. Ni siquiera estarás seguro de que la tormenta haya cesado de verdad. Pero una cosa sí quedará clara. Y es que la persona que surja de la tormenta ya no será la misma persona que penetró en ella. Y así estriba el significado de la tormenta”. 

Haruki Murakami, Kafka en la orilla.

Esta frase de Haruki Murakani me ha acompañado en estos últimos años plagados de pérdidas y cambios en mi vida. Esta metáfora de la tormenta puede servir para describir el proceso del duelo, sea cual sea el duelo que hemos vivido, como la pérdida de nuestros seres queridos, la pérdida de puestos de trabajo, la pérdida de relaciones y amistades, la pérdida de la salud,… En definitiva, toda pérdida da paso a un cambio en nuestra vida. Y pese a que las experiencias son subjetivas y cada persona las vive de una manera, porque nos remiten a cómo las hemos vivido anteriormente, tenemos que elaborarlas y transitarlas porque sino lo hacemos, se quedara el dolor inconsciente, volviendo a actualizarse en las siguientes experiencias que tengamos en nuestra vida. 

 

Los procesos de duelo elaborados nos permiten crecer y aprender a afrontar las experiencias difíciles o los obstáculos a los que nos enfrentamos día a día. El arte nos permite poder elaborarlos, pudiendo expresar las emociones que surgen en estas situaciones difíciles y dolorosas, porque suele ser difícil poder verbalizar lo que sentimos o no encontramos las palabras para definir lo que estamos sintiendo. Por este motivo, la expresión artística como lenguaje no verbal, nos permite poder representar estas emociones y lo que sentimos a través de una obra artística, sea cual sea el lenguaje artístico que utilicemos (canciones, danza, escritura, pintura, escultura) nos ayudará a narrar la experiencia y los pensamientos que nos abordan, conectando las sensaciones corporales con las mentales, ayudando a dar un significado a la experiencia y aprendiendo a desarrollar  habilidades de afrontamiento y capacidades resilientes ante las experiencias adversas que se presenten a lo largo de nuestra vida.

comparte esta publicación

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email